Emilia Pardo Bazán

Por 22 septiembre, 2021Informacion

Este año queremos empezar el blog con una gran figura de nuestro pais: Emilia Pardo Bazán, escritora, periodista, crítica literaria, traductora, catedrática y una gran luchadora por los derechos de la mujer; autora de Los pazos de Ulloa (si no lo habéis leído, hacedlo)

Nacida en La Coruña en 1851, hija de familia noble y adinerada. Su padre era el conde pontificio de Pardo-Bazán, título que luego heredo ella. Fué además su padre, firme defensor de los derechos de la mujer, quien desde que era pequeña le facilitó la mejor educación posible y el amor por la literatura. Esto hizo que con sólo 7 años Emilia ya mostrase interés por la escritura.

Su familia disponía de múltiples propiedades (entre ellas el Pazo de Meirás) que atesoraban una gran colección de libros, por lo que Emilia Pardo Bazán tuvo acceso a ilimitados conocimientos literarios.

Durante su niñez, acudió a un colegio Francés que le abrió la puerta del conocimiento de la literarura francesa. Más tarde, a la edad de 12 años,  siguió su instrucción con profesores privados. La educación de «señoritas» de la época se basaba en aprender música, economía doméstica y modales. Ella, con el apoyo de su padre, optó por una formación distinta, estudió todo tipo de materias sobre todo de humanidades y se formó en idomas, llegando a aprender francés, inglés y alemán.

Por las prohiciones de la época nunca pudo cursar estudios universitarios. Continuó sus estudios de manera autodidacta apoyándose en los libros.

Se casó con tan sólo 16 años con un joven de familia hidalga, estudiante de derecho. Gracias a sus posibilidades económicas pudieron viajar por Europa. Uno de sus primeros trabajos como escritora fué publicar las crónicas de sus viajes en el diario El imparcial, recomendando viajar para educarse y formarse.

En 1876 dió  a conocer su primer trabajo como escritora: Estudio crítico de las obras del padre Feijoo. El trabajo fue premiado en un certamen donde también se presentó Concepción Arenal. El mismo año publicó su primer libro de poemas: Jaime, dedicado a su hijo recién nacido.

En 1979, publicó su primera novela: Pascual López, autobiografía de un estudiante de medicina.

En 1881 publica «La Tribuna» considerada la primera novela social y la primera novela naturalista española. Cuenta la historia de una mujer obrera. La novela está basada en el trabajo de las cigarreras de la Coruña. La novela fué el origen de su fama de escritora rebelde y provocadora.

La separación amistosa del que fue su marido hasta entonces, permitió a Emilia Pardo Bazán centrarse totalmente en sus intereses literarios e intelectuales: periodismo político, lucha por le emancipación de la mujer, conferencias, ensayos, etc. Su gran capacidad y competencia en casi todo lo que emprendía le grajeó enemigos dentro del mundo literario, copado por hombres.

En 1890 creó una revista propia de pensamiento social y político: Nuevo Teatro Crítico. Gracias a su estilo directo y sincero, tuvo un gran éxito al principio. A los 3 años se despidió de los lectores afimando que había perdido «humor y dinero».

Como curiosidad, en el año 2012 se publicó un novela suya que escribió con 13 años: Aficciones peligrosas.

Tanto en su obra como en su vida en general luchó por los derechos de las mujeres y su papel en el mundo intelectual. «Yo soy una radical feminista; creo que todos los derechos que tiene el hombre debe tenerlos una mujer». Fué la primera mujer en ser admitida en el Ateneo de Madrid y la primera en ocupar una cátedra en al Universidad Central de Madrid. Además en 1910 fué Consejera de Instrucción pública del rey Alfonso XIII.

Falleció en Madrid en 1921 dejando una extensa obra literaria que podéis consultar aquí: https://www.cervantes.es/bibliotecas_documentacion_espanol/creadores/pardo_bazan_emilia_1.htm